La Paz

Hace un par de días escuché un terrible comercial pro-israelí. No me mal entiendan, no soy en lo absoluto antisemita –todo lo contrario, sin embargo, detesto escuchar información fuera de cualquier tipo de coherencia u objetividad. Hubo dos errores básicos que cometió, en mi opinión, el ponente en su información. Presentó el caso de Gaza y Cisjordania como uno único en cuanto a su territorio y cómo sería el primer Estado moderno en separar pedazos de tierra. Este error me vino fácil, ¿qué pasa con Alaska y EE.UU? ¿No acaso está también separado dicho Estado?

El segundo error fue la sobre-generalización. Si bien es necesario generalizar en las ciencias sociales para poder avanzar teóricamente (y por ende en la práctica) la sobre-generalización es nefasta e inútil para dicho propósito. Entonces, él sugirió que si bien no se podía decir que todos los musulmanes son terroristas, sí se puede decir que todos los terroristas son musulmanes. Lo cual, no es en lo absoluto verídico. En la región nos es fácil identificar a grupos como los Maras o el Sendero Luminoso en Centroamérica y la zona andina, el Ku Klux Klan en Estados Unidos posee hoy el mayor número de personas registradas en su historia. En Europa es sencillo identificar a los protestantes y católicos aterrorizarse mutuamente desde antaño y no hablemos del Lord’s Resistance Army (LRA) en Uganda, pues si eso no es terrorismo, no sé qué es.

En general creo que es incongruente luchar el terrorismo con terrorismo, es imposible contradecir discriminación con discriminación y es imposible buscar la paz por medio de la guerra.

2 comments:

Ceci said...

Efectivamente, y como bien dicen, la violencia genera más violencia. ¿Acaso estas personas viven en el absurdo creyendo que de esta forma se solucionan los problemas? No lo creo. Todo esto se resume a una lucha de poder donde se anteponen intereses políticos y personales motivados por un egoísmo y racismo exacerbados.

V said...

Excelente