Novedad cero

Nada es gratis y este mundo está lleno de intereses escondidos por doquier. Estudiando la forma en la que actúa el gobierno resulta una obviedad el notarlo. Sin embargo, ¿aún hay utópicos que puedan cambiar a este mundo, que no se corrompan?

En algún momento las cosas fueron terriblemente mal y no supimos revirar el timón, aún no lo hacemos, para ir por la vía correcta para todo el país. El cuate C. decía el otro día, al modificar la afamada frase, que el nacionalismo es algo que se cura viajando. No podría estar más de acuerdo, pero tampoco puedo evitar pensar que nunca hemos comprendido a México como una verdadera unión de ideas, clases sociales, costumbres y usos. La Revolución, que en realidad nunca ocurrió, logró ciertas metas necesarias para el país. Es una lástima que un siglo después estemos aún en las mismas.

Y nos enfrentamos todos los días a problemas relacionados con el poder, con la envidia y con la falta de cooperación. Todo porque preferimos no avanzar si nuestro nombre no aparece en la portada. Muchas veces, tengo que admitir, he preferido esconderme y huir. En diversas ocasiones he decidido que lo mejor es callar, otorgar, todo en beneficio de mi práctica de la tolerancia. Hoy me doy cuenta de que si verdaderamente quiero avanzar, si quiero encontrar que metas y objetivos son alcanzables hay que gritar y luchar por ellos. Hace tiempo se decía que “el que no llora no mama”, hoy la frase debería ser “el que no pega no mama”.

El sistema se ha convertido más adverso conforme a su proceso de ‘progreso’. Si nunca el ser humano, como individuo, ha sido capaz de lograr la grandeza que mediante la comunidad y la acción conjunta se ha alcanzado; hoy no es excepción. Me rehúso a seguir tolerando lo que desde hace tiempo es intolerable.

Escuchar a la otredad es la única manera de crear un discurso, un plan y una acción integral y comprensiva. Empero, llega un momento en el que las decisiones se deben tomar y no echarse la bolita los unos a los otros. Me siento entusiasta porque hay mucha labor por delante. Me siento maravillado por el extraordinario equipo que comparte conmigo ideales y expectativas. Y hoy, no es sino el comienzo del resto de nuestras vidas; el comienzo de la lucha y de una interminable batalla por lograr algo mejor, algo utópico, por alcanzar nuestros sueños.

No veo por ningún lado pensadores políticos como los que antaño había. Melancolía corre por la sangre de cualquier activista e involucrado hoy en día pues no se sabe de novedad sino a la vuelta de cada página de confrontación entre Marx, Hegel, Aristóteles, Montaigne o Nietzche. Y los contemporáneo en dónde quedan, me pregunto.

1 comments:

Maria Jose said...

I didn't really like the clichés but, there was something in there de "C." (by the way... así está una de las tres novelas de The New York Trilogy de Paul Auster.. una se llaman Red, Brown and Black y en otra con letras jjajaja bueno eeeeenigüey)
el nacionalismo es algo que se cura viajando... haja.. maybe eso es algo que tengo más fresco.. sometimes it grows.. jaja you of all people know what I mean. Aunque por un lado te da coraje lo fucked up que está, you also love the things you took for grated more. In my case, at least, se extrapola el opuesto. No sé si es por "combatir la ignorancia" de esta bola de pendejos o es cause I really do appreciate mex more but jajaja hago cosas estúpidas constantly. quick example. en mex siempre me quejo del estúpido sistema de memorizar y de repetir el libro en clase y bl abl bla.. here hago lo mimso but i focus en el national univeralsdkjf jaja unam cause you don't have to go to class and all graduate courses are discussion-based. Don't know.. that got me thinking y maybe tengo que sort out mis pensamientos antes de escribir crappollo.

tvb jaja como tú decías
mj